Nuestras Noticias
Dj Reitt & Shanara

La prenominación al Grammy Latino de estos artistas abrió puertas para un nuevo disco en preparación.

Un primer disco, con más de un sencillo entre los Top 100, y un trabajo sostenido en el que mezclan sonoridades bien contemporáneas con ritmos tradicionales cubanos, le han valido a Dj Reitt y Shanara el sello de autenticidad.

Deja la bobería fue, en efecto, una sólida declaración de principios al referenciar piezas antológicas de la música antillana desde el undeground; capaz de enganchar al público y ocupar un excelente lugar en las listas de la radio.

En exclusiva con Guía MSK, ambos artistas dijeron sentirse muy contentos con los resultados del fonograma: haber firmado con la Empresa de Grabaciones y Ediciones Musicales (Egrem) es un reconocimiento a la música electrónica hecha en Cuba y luego, la prenominación al Grammy Latino les permitió codearse con otros artistas reconocidos y darle una mejor promoción a la producción que vio la luz recién en 2020.

De hecho, consideran que el desarrollo de la música electrónica en la Isla ha alcanzado la madurez. La experimentación, los altos niveles de creatividad, la inclusión de géneros autóctonos que van desde el changüí hasta el mambo, y una mayor producción musical evidente en listas más grandes, son marcadores de ese punto.

Gracias a esto, el Cuban House dejó de ser algo más que una construcción mediática y se estableció como un subgénero, como una forma de reconocer el estilo y el sello de la música electrónica que se hace en Cuba: la identidad ligada al beat eterno que aportó el House, remarcan Reitt y Shanara.

Sin embargo, el joven músico estima que se debe trabajar mucho más en la proyección del género en la escena nacional y foránea, en conseguir una mayor audiencia y, en esto, la radio ha sido primordial. Algunos de los espacios dedicados a difundir la música electrónica llevan más de un lustro al aire, incluso décadas, y se extienden en estaciones de todo el país.

Su inclusión en las parrillas es muy equilibrada -si se compara con otros géneros- en las cuales destacan programas como Electro FM; La cura de la semana, sucesor del estelar Cuba tonight, de Radio Taíno; o Electro parada y Sector electrónico, ambas de la radio holguinera, subraya Reitt, quien comparte con Shanara 15 minutos de radio en un espacio nombrado Muselecu.

Estas propuestas no llegan a todos los seguidores del género, lamenta Reitt, de ahí que sería necesario crear nuevas estrategias con el objetivo de reconocer el trabajo de Djs y productores cubanos, muchos de los cuales recibieron el impulso inicial a sus carreras desde la Asociación Hermanos Saíz (AHS). 

Como promotor activo dentro y fuera de la AHS, nuestro entrevistado ha tenido la posibilidad de conocer, en muchos casos de primera mano, el trabajo de artistas ligados a lo más underground, como Dhani G, con su sello recién creado Nature; Joan Coffini, y Richy Castro; o más comerciales, entre los que figuran David Casas, BeutNoise, Danstep y Havana Sweet House. Igual de influyente resulta el trabajo consagrado de los Djs Jigüe y Yazman.

Otros, señala Reitt, hemos apostado por traducir el underground en términos más reconocibles para el público nacional, desde lo que somos. Es el caso también de Pauza, Bjoyc, Leonardo Milano y Landeep, que han tenido un trabajo visible, al igual que Art Fun en la Nueva Generación.

Desde esa premisa, Reitt y Shanara nos confiesan que ya comenzaron a trabajar en varias ideas para un segundo disco, aunque no pueden adelantarnos más detalles. 

Los mayores esfuerzos van para un proyecto independiente: Música Electrónica Cubana, un servicio de distribución musical que llega al público cubano a través de ElPakete y La Mochila, como canales offline; y con la aplicación SePoneWeno, que trabaja con datos nacionales.

Ahí tenemos, señalan orgullosos, una lista que se llama Electronic Cuban Hit, que marca el Top en descargas de los Dj cubanos con más de 30 mil descargas y 20 mil visitas.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar